Una incógnita a dilucidar

Mario Bergara resolvió renunciar a su precandidatura a la presidencia por el Frente Amplio (FA).

Una constante tendencia a la baja en las encuestas dentro de una polarización cada vez más acentuada entre Carolina Cosse y Yamandú Orsi, precipitó una decisión que desde hace tiempo resultaba predecible.

En simultáneo con ese anuncio, Bergara hizo público su respaldo al exintendente de Canelones y precandidato del Movimiento de Participación Popular (MPP).

Nadie puede poner en duda que el liderazgo de centro izquierda ejercido por Danilo Astori, equilibró los quince años de gobierno del Frente Amplio. Sus aportes, evitaron una constante tendencia de los sectores más extremos de la izquierda, para avanzar hacia un populismo sin retorno.

Desaparecido Astori, sus ideas se han mimetizado ahora con el sector que más parece haber asimilado sus enseñanzas, a juzgar por el modo como se ha administrado, desde hace varios lustros, la intendencia de Canelones.

Desde Libertad Responsable, hacemos votos para que el alineamiento del senador Bergara con el MPP – que de hecho acaba de producirse – no termine siendo la fagocitación de las ideas del astorismo, sino la demostración de una evolución hacia el centro izquierda del Movimiento de Participación Popular, que sería muy positiva para el Frente Amplio y el país.

Respuestas a esta publicación

Compartir Este Artículo
Reciba Notificaciones
Más Noticias

Artículos relacionados

Política

La pobreza como bandera política

Uruguay recuperó la democracia en 1985. Pasados 37 años de aquel momento de inflexión en la

Actualidad

Acoso

El fallecimiento por suicidio de un funcionario del Poder Judicial, dejaría al descubierto un drama de