COFE y la licencia por enfermedad

A fines del mes de Julio, el Poder Ejecutivo publicó el Decreto Nº 224/023 referido a la reglamentación de las licencias y subsidio por enfermedad de funcionarios públicos.

En el mismo se establece un régimen especial en el cual los funcionarios públicos cuentan con hasta nueve días hábiles por año de licencia remunerada para cubrir períodos de inasistencia por enfermedad o accidente. A partir del décimo día, cobrara el equivalente al 75% o 100% del salario según corresponda

Adicionalmente el monto cobrado por dicha licencia no se encuentra gravado por IRPF siempre que lo percibido por ese concepto sea menor al $67.042

Los funcionarios alcanzados serán aquellos que desempeñen sus tareas en el Poder Ejecutivo, Poder Judicial, Tribunal de Cuentas, Corte Electoral, Tribunal de lo Contencioso Administrativo y servicios descentralizados, con algunas excepciones según establece la norma.

Según publicó El País, COFE presentará un recurso de inconstitucionalidad contra el decreto aduciendo que “es violatorio de normas legales vigentes en nuestro país” y que “Recaudar, ajustar a costa de la salud de los trabajadores, cuando el trabajador y su familia se encuentran con mayor fragilidad, da cuenta de la postura de la coalición de gobierno».

Según un informe publicado por la Oficina Nacional de Servicio Civil, el 55.9% de los funcionarios de Administración Central y organismos del artículo 220 y 221 de la Constitución, se certificaron en promedio 31 días, los meses de junio, mayo, enero y agosto concentran el 43% de los días certificados y a medida que transcurren los días de la semana disminuyen las solicitudes de certificación siendo los lunes, el día en el cual mas se solicitan certificaciones con el 23% del total y los domingos el día en el cual se generan menos certificaciones con un 6% del total.

Partamos de una base bien simplista, a cualquier trabajador le pagan por trabajar, a cualquier comerciante le pagan si vende, y generalizando, a cualquier persona alguien le paga por intercambiar algo, un producto, un servicio, o su trabajo. En contraposición, si alguna de las dos partes no cumple con la otra en el intercambio, la primera no cobra, simple.

¿Por que razón entonces, a diferencia del sector privado, en el sector publico se pagan nueve días sin trabajar? Y convengamos que no me manifiesto en contra de ningún subsidio por enfermedad porque la persona que lo transcurre necesita recursos para poder hacerlo, pero de lo que sí estoy en contra es de la puerta abierta al abuso. ¿Es una medida mejor de la que estaba anteriormente? Sin duda, porque tal limitación de días no existía y los funcionarios hoy alcanzados por el decreto no tenían descuentos en su salario por certificaciones.

Por su parte COFE argumenta que “Diversos actores del gobierno, señalan situaciones de eventuales abusos en el uso de licencias médicas. Sin embargo, considerando los datos publicados por el Servicio Civil, para los trabajadores de la Administración Central, sin considerar el Ministerio del Interior, en 2022, el promedio de días de certificaciones médicas sobre el total de días trabajados fue de un 3%. Esto significa que el 97% del total de jornadas del año no correspondieron a certificación médica sino a días normales de trabajo…”.

Y una cosa no tiene que ver con la otra y con ese argumento no refutan lo mismo que critican porque lógicamente, si tenemos una base mas chica de funcionarios que se certifican muchos días, los días promedio de certificación va a ser muy alto pero comparados a todas las jornadas trabajadas en un año por todos los funcionarios de la Administración Central, va a ser una cifra insignificante, pero la puerta abierta está para que ese grupo reducido de funcionarios que se certifican muchos días abusen del sistema.

Como corolario, si para COFE la conclusión es que no se generan situaciones de abuso en el mecanismo de certificación, entonces ¿Por qué consideran que les afecta la norma? Porque por supuesto, al funcionario que hace las cosas bien nada le va a cambiar, no así al funcionario que hace las cosas mal, a quien sí le afecta la nueva situación.

Respuestas a esta publicación

Compartir Este Artículo
Reciba Notificaciones
Más Noticias

Artículos relacionados

Actualidad

Caminando hacia el anonimato

A medida que transcurren los años y se logra cierta madurez se comprende la relevancia de

Política

“El perro no es responsable”

Según informara el diario El País, la justicia condenó al propietario de unos perros de raza

Política

El nacimiento de una nueva grieta

Luego de décadas de despotricar contra las divisiones que emergen y reclamar por un sistema de